Viajes Ácidos: Jharard L’Gray

4 Mar

Estimados lectores, aquí me encuentro yo, con una taza caliente en una noche de viernes, en un nuevo viaje en busca del oscuro ácido, en las profundidades de Barcelona (aunque podría decir Madrid). Si no conocéis al invitado de hoy, no sé yo qué hacéis en este blog. De cualquier modo, aquí estoy, una vez más, conversando con Jharard L’Gray, mi buen amigo, aunque, para que quede claro, diré hermano. Y sí, esta entrevista es por enchufe, en parte. Pero, la principal causa por la cual Jhà está hoy aquí, es porque tiene más que decir que todas las entrevistas de cualquier web corriente de hip hop en todo un año, y punto. Al que no le guste que no entre.

Vinz Monk: Bienvenido, ábrete al grupo (y preséntate como si no te conocieramos, tontorrón).

Jharard L’Gray: Gerard Aparicio, primo. No vine para servir a nadie pues soy un tipo bastante egoísta si no eres mi hermano. Un tipo raro, ya sabes, de hecho contesto a esta entrevista un viernes mientras miro el sorteo de la Bonoloto en la 2. He de decir que los grupos me dan asco, paso mejor el tiempo solo, pero como esta entrevista es puro enchufismo (¿existirá la palabra?) me comportaré y saludo al corro cordialemnte. ¿Waddup prims?, ¿todo bien o qué?.

VM: Hola, Jhà, te apoyamos… Eh, una pequeña cuestión antes de nada… ¿De qué película has salido tú?

JLG: Pues de un sinfín de ellas, coleguita. Me identifico con los personajes masculinos de aquellas películas francesas creadas por esos cineastas inconformistas salidos de Cahiers du Cinema, pero no estoy especialmente en ello. Quizás me representen más las paranoias, cintas de video con escenas que aun no ocurrieron, clubs con pibas cantando en playback para después desmayarse y ese tipo de cosas del cine de David Lynch, o quizás me flipe James Dean y por eso a veces me peino como él. No sé, prim, todavía no vi una cinta en la que diga “¡Joder, tio, ese pavo soy yo!”, me da que voy a tener que ponerme a rodar yo mis cositas por las calles de Barna y Madrid.

VM: Yo es que no me lo explico, si entre tus colegas ya había un grupo de música (Carbono 14, one love), ¿por qué tuviste que empezar tú también? Sabemos que no fue para alejarte de la droga.

JLG: La verdad es que mi historia con el rap y la música tiene miga 0 es aburrida, paso de contártela. Lo curioso es que mi barrio, Alameda de Osuna, está petao’ de grupos de rock y ese tipo de vainas, y de hecho tengo la suerte de codearme con los chicos con mayor proyección de allá (Carbono 14, un amor todo homo para ellos y en especial para mi hermano /reeel/ Igna). Es por esto, y por mis influencias y la música que escucho diariamente, por lo que no sé que hago rapeando, así de claro. Debí sentir bien dentro que no tenía capacidad para tocar un instrumento pero que tenía rollos que contar.

VM: Quizá… ¿te echaron del barrio y por eso te has exiliado en Catalunya?

JLG: Qué va, qué va. Yo solo tengo amor por mis barrios (Alameda de Osuna y Barajas) y de hecho una vez al mes se me puede ver rulando (no on 4’s, o sí, depende de si viene a buscarme mi bro Nachete o no) por ahí. Aunque sí que es verdad que jamás he estado arraigado a mi neighbourhood de una manera esencial, conociendo a toda la peña, codeándome con todo quisqui y ese tipo de movidas; siempre fui por libre. A Catalunya emigré porque creía que necesitaba cambios y porque Barcelona es una ciudad la hostia de guapa con playa y mucho más bonita que Madrid, además acá puedo ir a ver al Barça (ain’t nuthin’ but luv por mi chicocasa /Free Chip/ Mou).

VM: Top 5 Sustancias/Drogas/Medicinas.

JLG: No soy nada junkie, pienso que ese tipo de movidas, si eres un descerebrado (no me apetece comprobar por ahora si lo soy o no), te cortan la vida en lo que el colega Pirri sacaba la cheira (muy rápido/very fast). Aun así está guay todo eso de expulsar humo blanco en screwed n chopped. De todos modos, como estudiante de química, he de decir que amo las drogas, me flipan, absolutamente. Paz por SNC ahí manteniéndolo thoro siempre que metemos cosas rarunas en nuestro cuerpecito mortal.

VM: El gobierno, cuando se enteró de que ibas a pasar por mi sección, ha amenazado con romper las negociaciones acerca de su jugosa aportación de 5000 e’s a mis acompañantes en los viajes ácidos. Da  igual, ¿en qué te los gastarías?

JLG: El Gobierno te ha volado esos billetes por la manía de predicar mi inconstitucionalidad (ETA son los padres, niños). Sinceramente, jamás me he movido en compras superiores a 200 e’s por lo que no tengo ni puta idea de que se puede comprar con 5000 leuros, yo te los confío a ti para que me compres una Vespa, unas chupas Chevignon y Harrington  y unas Wayfarer y vamos tirando. ¿Qué te parece el deal?

VM: Dime, ¿qué harías si un día sales a la calle y te encuentras con El Pirri?

JLG: No te voy a mentir, amo al personaje del Pirri, me parece de lo más grande que se llevó el jaco en España, pero dudo que él sintiese algún tipo de respeto por mí, así que si me viera quizás me desvalijara, por lo que mejor sería correr, salir voladísimo, y seguir con mis pertenencias y mis tripas bien dentro. En otro orden de cosas no tan lejanas, propongo que debajo de esta pregunta vaya la foto del Pirri cuando estaba hecho todo un canijo y era la hostia de lindo, ¿sabes?, tal y como sale en Navajeros, pues así.


VM: Si no te pregunto por tu música me quitan la medicación, así que… Háblame de tus proyectos o algo, ¿no?

JLG: Tú estás mejor sin medicación chillándole a los pizzeros de la capital que le das a la coca, pero contestaré de todos modos. Hivern (el título está en catalán y se está barajando salir con la estelada atada a la cabeza como Prodigy) es el proyecto puente entre GMD y mi primer LP, será una especie de EP de 6-8 temitas siguiendo el mismo protocolo que en lo anterior, lo cual quiere decir: “escucho, me mola, lo pillo, lo destrozo rapeando”, viene a ser mi modus operandi y toda la hostia. Por ahora aparecerán David Capella y Vinz Monk (joder, prim, queda muy ridículo hablar de ti como si no estuvieras acá delante) y tengo ritmillos seleccionados de Boards of Canada, Toro y Moi, Mount Kimbie, etc. Después puedo ponerme a hablar e inventar acerca de un LP de iNFINITUM o un proyecto a medias con los cadáveres de Ian Curtis y Camarón de la Isla en los estribillos, aunque lo primero es bastante más factible basicamente por pura proximidad (500 km, puta).

VM: Te pido por favor que hagas un llamamiento a todas las madres del país para que dejen a sus hijos escuchar tu música.

JLG: Yo preferiría que no lo hicieran, sinceramente, prefiero que mi música la escuche gente que pueda entenderla, que tenga algún tipo de sentimiento afín o simplemente se sienta cercano a las referencias que meto ahí to’ calm down en mi cuarto mientras me la suda el mundo, qué quieres que te diga. Es por esto por lo que si hay madres leyéndome (paz madres solteras) les recomiendo los discos de los Pitufos, las Chuches o Nach (esto último es gratuito, todo el mundo sabe de la dilatada (no homo) y respetable carrera musical de los Pitufos y las Chuches) .

VM: Si alguien, por alguna remota casualidad, quisiera verte en directo, ¿podrías darle alguna información?

JLG: Yo no soy nadie, es por esto por lo que si me ves o me has visto en alguna tarima ha sido por colegueo, mi mánager es un absoluto inútil y hace mas de Dr. Rockso que otra cosa. Aun así, si te enteras de que hay concierto de Carbono 14, quizás me encuentres ahí arriba dando soporte y versionando Heroína.

VM: ¿Es Jharard L’Gray ácido?

JLG: Yo creo que en cierta manera sí, aunque es una acidez triste, sucia, desenfocada y con ruido (limones caducados y toda esa vaina). En mis letras hay barras que expresan situaciones o imágenes, pero también hay mucha política, otra cosa es que no sea jodidamente explícita. No me gusta masticar la comida y enseñarla en la lengua para después pasartela vía oral. Yo comparto mi arroz tres delicias de La Sirena (paz por la cajera), pero las muelas las mueves tú.

VM: ¿Qué opinas del mundo y de la vida?

JLG: Por mi edad he viajado lo justo, y cuando lo he hecho ha sido para disfrutar y olvidarme de la mierda, así que mi mundo se reduce a España, y España, amigos, he de decir que es vergonzosa. Nuestro sistema es una mentira constante controlada por los de siempre. Despertad hermanos, las bases siguen siendo las mismas que las de Paco porque a nadie le interesó cambiarlas. Los que mandan son los que mandaron y hasta que alguien no empiece a pegar tiros con un apoyo popular mayoritario nada va a cambiar. Me suda la polla todo aquello de la paz y el masticar flores mientras sueñas con Woodstock (paz por Jimi) porque eso no te va a dar de comer; no te van a devolver nada si no derramas la sangre del que te lo ha quitado, si sabes de historia, la cosa va así. Ahí tienes a los putos “demócratas” ilegalizando lo que les viene en gana. Dios llora en el cuarto de baño con lo que pasa en el globo. Los pocos países que respeto por el valor de sus gentes y presidentes son demonizados hasta que toda la población con la cabeza en la TV asiente con la cabeza. Repito, esta mierda no me da de comer, ni a ti, cerdo. Y os voy a decir algo, RESPETO PARA GRAPO. Punto. (Eso sí, yo soy un puto parao’ y todo ese rollo, se me hincha la vena pero prefiero ver el conflicto desde fuera; muy mal por mi parte). En otro orden de cosas, la vida es tela de bonita si sabes llevarla y si no te patean el culo constantemente.

VM: ¿Cuál es la mejor puta mierda que has catado últimamente?

JLG: La mejor puta mierda es este país, la UE, EEUU (sigo encabronado por la pregunta anterior) y Tomás Roncero.

VM: ¿Has mejorado tu karma?

JLG: Que va, prim, he pitado y aparcado, no hay manera. Todo sigue igual de sucio.

VM: Para terminar, escribe una carta de amor. Gracias por venir aquí a joderme la subvención. Un amor.

JLG: Tú esperate que no nos lleven con Marlaska y lo de la subvención se quede en una minucia. Paz por las mujeres, las que se van y nunca estuvieron, las que se quitan un tirante mientras miran al tío guay de la fiesta, las zorras (sé que odiabas esta palabra, nena). Es todo el amor que vas a poder sacar de mí.

No puedo hacer otra cosa sino amar a mi hermanito Jhà, con todo mi corazón, por ser una de mis extremidades.

No os droguéis, chicos.

3 comentarios to “Viajes Ácidos: Jharard L’Gray”

  1. Fernando marzo 6, 2011 a 10:18 pm #

    Me ha molado la entrevista. Seguid haciéndolo como sabéis. Espero ese proyecto de Jharard -ta’ bueno escuchar letras maduras sobre música de esos grupazos- y lo de iNFINITUM (el EP lo he quemado bastante). Les dais veinte vueltas a los cabezas de cartel de rap de este país (Nach por ejemplo, ya que lo has mentado) y lo sabéis. Pero bueno, las cosas aquí van como van.

    Apoyo y suerte con la Bonoloto.

    • Jharard L'Gray marzo 7, 2011 a 12:03 am #

      Gracias por ese apoyo prim, seguro que eres consciente de lo que se agradece.

  2. Igna marzo 22, 2011 a 5:12 pm #

    Viva!!
    encontre la entrevista. he tenido q contratar a unos cuantos traductores de diversas procedencias (colombianos, estadounidenses, esquimales…) merece la pena jajaja

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: